Enfermedades neurológicas del perro: siete síntomas evidentes

El sistema inquieto es muy complejo, mas podríamos definir como el centro de todas y cada una de las operaciones del resto del cuerpo, puesto que regula su actividad y otras funciones. Los inconvenientes neurológicos del can pueden tener muchas causas y prácticamente todas es esencial actuar con prontitud para eludir lesiones graves y/o irreversibles. De ahí que que es esencial comprender en qué momento un cánido padece de uno de estos inconvenientes.

En este artículo de AnimalPedia señalamos de qué manera reconocer las enfermedades neurológicas del cánido, siete síntomas obvios no debe pasarse por alto. Nos agradaría rememorar que estos síntomas pueden confundirse de forma fácil con otras enfermedades asociadas con otros órganos, con lo que lo mejor es ponerse en contacto con el veterinario a fin de que haga un diagnóstico a la mayor brevedad. Si el cánido verdaderamente tiene una enfermedad neurológica, el pronóstico y el tratamiento van a depender del caso concreto. Prosigue leyendo para descubrir cuáles son los síntomas de los inconvenientes neurológicos en perros.

Índice()

    1. Debilidad o bien parálisis de las patas traseras

    La debilidad de las extremidades es el primero de los síntomas que asisten a comprender que el cánido padece de una enfermedad neurológica. Además de esto, el cánido va a tener dolor en una o bien más patas, lo que aumenta gradualmente si es un inconveniente degenerante. Las articulaciones se gastan de manera lenta y los inconvenientes neurológicos aparecen juntos, con lo que la debilidad puede transformarse en parálisis aproximadamente grave (o sea, si el can experimenta una reducción parcial o bien total de los movimientos).

    Si esta reducción parcial afecta a las extremidades traseras, es paraparesia, al tiempo que si afecta a las cuatro patas charlamos de tetraparesia. En el caso de la reducción total de movimientos, por otra parte, hablamos de paraplejia o bien tetraplagia,

    Condiciones de este género pueden ser ocasionadas por un estado avanzado de enfermedad articular degenerativa, que implica compresión de la médula espinal, o bien otras causas (como infecciones, traumatismo, hernia discal, etcétera). Hacer un diagnóstico preciso es esencial para localizar la localización precisa del inconveniente, su origen y de esta forma dar la mejor solución posible al paciente.

    Y el can cojea en ocasiones, ya no tiene muchas ganas de moverse, se queja si le tocas la pelvis, la rodilla o bien otras articulaciones o bien, todavía más grave, no puede sostenerse al día, es esencial llevarlo al veterinario a la mayor brevedad.

    Este seguramente requerirá completar la visita (tanto física como neurológica mente), radiografías, TYAC o bien aun análisis de sangre o bien una punción lumbar. En dependencia de las causas, la terapia cambia mucho y puede ser farmacológica, quirúrgica, fisioterapia, etcétera

    2. Convulsiones

    Seizures en perros puede ser de 2 tipos:

      • Meative: pueden manifestarse con perturbaciones en movimientos como contracciones de las extremidades, apertura involuntaria de la quijada, etcétera y pueden ir acompañadas de perturbaciones en comportamientos como "apresar moscas invisibles", ladrar sin razón, perseguir sus colas, agresión infundada, etcétera Las crisis parciales pueden generalizarse.
      • Cay crisis muscular: en un caso así, así como las conmociones, asimismo aparecen otros inconvenientes motores, mas afectan a una parte más grande y pueden ser contracciones musculares involuntarias, rigidez del cuello y las extremidades, apertura de la boca, movimientos tal y como si asimismo pudiesen aparecer manifestaciones corredores y vegetativas como micción/defecación o bien ptialismo (salivación excesiva), pérdida de conciencia o bien pérdida momentánea del tono muscular.

    Después del ataque y ya antes de él, asimismo podemos ver al animal quieto, beligerante, lamiendo de manera compulsiva, etc.

    Si nuestro cánido tiene un ataque extendido que dura más de dos minutos, que aumenta de forma lenta en frecuencia o bien gravedad, o bien si el animal no se recobra adecuadamente tras un episodio o bien tiene más de uno en una fila, debe ir al veterinario urgentemente pues es una urgencia.

    En cualquier caso, ponerse en contacto con su veterinario es esencial para conocer el diagnóstico y percibir la atención conveniente. Una de las nosologías más usuales con los síntomas es la epilepsia, mas hay que tener en consideración que hay otras muchas causas que pueden conducir a capítulos de este género, incluyendo trastornos vasculares y metabólicos, intoxicación, trauma, etc.

    3. Pasear extrañamente

    Si te percatas de que el can pasea torcido o bien pasea de forma diferente a lo frecuente, posiblemente tenga un inconveniente neurológico. Por norma general, los síntomas que va a reconocer son:

    • Ataxia o bien falta de coordinación: el cánido pierde la coordinación de los movimientos al pasear, con lo que el can tiende a respaldarse eminentemente en un lado, no anda on line recta, cruza sus extremidades o bien arrastra una pata, tropieza o bien es inútil de hacer movimientos concretos. Esta clase de perturbación puede deberse a lesiones en diferentes áreas del sistema inquieto y es esencial encontrarlo con precisión.
    • Los movimientos circulares: de manera frecuente se asocian con otros síntomas y pueden deberse a lesiones en múltiples puntos del sistema inquieto. No importa si el can hace este movimiento a lo largo del juego, ya antes de acostarse o bien solo algunas veces.Si te percatas de que cuando procura pasear solo es capaz de moverse virando en una dirección, lo hace todo el tiempo y no semeja supervisar el movimiento, es hora de preocuparse y también ir al veterinario.

    4. Cambios de comportamiento

    En el caso de alteraciones del sistema inquieto central (cerebro o bien tallo cerebral), el animal se comportará de forma extraña: va a ser mogio, interaccionará poco con su ambiente o bien se va a quedar quieto con la cabeza contra la pared o bien contra un mueble. En un caso así las enfermedades neurológicas del cánido se manifiestan con síntomas muy, muy diferentes que cambian conforme la situación.

    En general, un cánido sano está alarma y responde apropiadamente a los estímulos presentes en el medio-ambiente. Si está enfermo, no obstante, seguramente va a estar abajo en la ética (se va a ver soñoliento cuando esté despierto y alterna periodos de inactividad con otros periodos cortos de actividad), va a parecer confuso (responde solo a estímulos que le ocasionan dolor) o bien en estado moribundo (está inconsciente y no responde a ningún estímulo). Todo depende de gravedad de la situación y sobre todo hay que llevar cuidado por el hecho de que es posible que no haya otras perturbaciones del comportamiento

    .

    5. Mantiene la cabeza debil.

    Una de las síntomas de las enfermedades neurológicas del cánido es verlo manteniendo la cabeza torcida o bien desbilitándose y esta afección puede ir acompañada de otros síntomas, como strabismo patológico o bien nistagmo (movimiento involuntario y repetitivo del ojo, así sea horizontal, vertical o bien circular, que normalmente afecta a los dos ojos), movimientos circulantes, pérdida auditiva o bien equilibrio. La mayor parte de las veces sostener la cabeza torcida es un comportamiento asociado con un en el oído interno conocido como síndrome vestibular del can anciano. Por tanto, si tiene un cánido de edad avanzada o bien que ha sufrido de otitis grave y se percata de que tiene la cabeza torcida, consulte al veterinario para saber lo que tiene.

    6. El cánido treme sin razón

    Y el can tiene escalofríos en situaciones no fisiológicas, esto es, treme si no hace frío o bien cuando descansa, deberás observar en qué momento se genera el inconveniente, si tiene otros síntomas, y con toda la información ir al veterinario. Para este género de perturbaciones, los medios audiovisuales son realmente útiles para facilitar el diagnóstico, con lo que intentar hacer un vídeo al cánido con la intención de mostrarlo al veterinario.

    7. Pérdida de sensibilidad de los órganos de los sentidos en los perros

    A esto se aúnan todos los otros síntomas de las enfermedades neurológicas en el can que hemos enumerado, otra señal común en perros cachorros, adultos o bien ancianos puede ser la pérdida de sensibilidad de los órganos de sentido.

      • In hecho: el cánido no muestra ningún interés en algo si no lo siente o bien lo ve, no prosigue indicios, si le ofreces un premio sin mostrarlo no lo nota o bien si pones algo delante de él que tiene un fuerte fragancia y por norma general no lo aguanta, como el vinagre, puede ser una señal de que el nervio olfativo está dañado y es precisa una visita al veterinario
    • Ver: implica múltiples nervios. Si nota que el animal de pronto semeja inútil de ver adecuadamente (es más inseguro al pasear, pegar con objetos, tropezar en los peldaños, etcétera), el veterinario debe realizar un examen neurológico y oftalmológico completo para descubrir la causa.
    • Udite: con la edad, un cánido puede perder la audición. No obstante, asimismo puede quedar sueco debido a una lesión neurológica, y nuevamente, las causas pueden ser diferentes (lo que hemos descrito lleva por nombre síndrome vestibular) y frecuentemente los inconvenientes auditivos van acompañados de trastornos del equilibrio, puesto que están de manera estrecha relacionados.
    • Dificultad tragar o bien relamer asimismo puede depender de inconvenientes neurológicos en el can, y semejantes síntomas pueden ir acompañados de esquisto (salivación excesiva) o bien a simetría facial.
    • Tatuaje: un animal con una lesión neurológica a nivel espinal puede perder sensibilidad y ciertas habilidades motoras. Por poner un ejemplo, puede tener una herida ocasionada arrastrando una pata sin enseñar ningún síntoma de molestia o bien dolor, o bien si la tocas en un área sensible no reacciona de ningún modo. No obstante, asimismo puede acontecer lo opuesto, esto es, puede ser hipersensible al tacto, sentir una sensación de hormigueo o bien dolor neuropático, todas y cada una de las sensaciones que pueden conducir a autoinsions.

    Qué hacer si un Perro tiene una enfermedad neurológica

    En este artículo sobre las enfermedades neurológicas del can, los síntomas que te hemos mostrado son evidentes, con lo que si reconoces aun uno deberás llevar al cánido al veterinario para saber si puede tratarlo o bien si es apropiado contactar con un especialista en neurología veterinaria.

    Este artículo es puramente informativo, desde AnimalPedia no estamos en nuestro derecho a prescribir tratamientos veterinarios ni hacer ningún género de diagnóstico. Le invitamos a llevar a su mascota al veterinario caso de que tenga algún género de malestar o bien malestar.

    Deja una respuesta

    Subir

    Usamos cookies para asegurar que te damos la mejor experiencia en nuestra web. Si continúas usando este sitio, asumiremos que estás de acuerdo con ello. Mas información